Boca y corazón: ¡grandes aliados!

¿Sabías que una mala salud oral multiplica por dos el riesgo de ataque cardíaco?

Te explicamos la relación entre tu salud oral y tu corazón en este nuevo post:

  • La inflamación oral prolongada permite que las bacterias entren en el torrente sanguíneo, facilitando la aparición de inflamación y enfermedades en otras partes del cuerpo.
  • Las bacterias orales pasan al torrente circulatorio a través de las encías inflamadas.
  • Las bacterias orales se adhieren a las placas grasas en el torrente sanguíneo, contribuyendo a la obstrucción vascular.
  • Las bacterias orales desencadenan una respuesta inflamatoria que causa que los vasos sanguíneos se hinchen, reduciendo el flujo de sangre y aumentando el riesgo de coágulos y trombos.

Por todo ello, debes cuidar tu boca, mimar tu corazón.

Como siempre decimos, la prevención es la mejor manera de asegurarnos una boca sana. No descuides tus controles con tu dentista de confianza… ¡algo muy importante está en juego!

Dr. Manuel López de Calatayud - Boca y corazón grandes aliados

Compartir este contenido

Comments are closed.